GAC: Pescado local, fresquito y legal (Tenerife)

Project Skills

  • design & art
  • education
  • environment
  • healthcare
  • media & communications
  • social science

Project Blog

The brief

Diseñar una solución creativa que permita concienciar a la población de las repercusiones negativas que el consumo de productos de la pesca furtiva tiene sobre el medio ambiente y la economía local. ¿Cuáles serían los mensajes y los canales adecuados para acceder a la mayor parte de la población y conseguir el mayor impacto posible?

The background

El Grupo de Acción Costera de Tenerife (Zona 4) es una asociación sin ánimo de lucro conformada por agentes económicos (sector privado), sociales (cofradías, asociaciones) y públicos (administraciones públicas) relacionados con el sector pesquero y pertenecientes a la zona de pesca de la isla de Tenerife. El GAC de Tenerife, constituido como asociación en 2011, constituye el instrumento básico a través del cual se implementan las estrategias de desarrollo local participativo definidas para el sector por sus integrantes o partes interesadas y apoyadas por el Eje 4 del Fondo Europeo y Marítimo de Pesca (FEMP). Entre las funciones del GAC Tenerife destaca la gestión de fondos económicos para promover la dinamización socioeconómica de las zonas pesqueras y la gestión de subvenciones para proyectos que contribuyan al desarrollo económico y social sostenible e inclusivo del sector pesquero.

The problem

La pesca furtiva o ilegal es un problema de difícil erradicación en Canarias que amenaza el ecosistema de la región y que incide negativamente en la economía local. Se denomina pesca furtiva a la extracción de recursos marinos que se realiza sin respetar la normativa vigente respecto al medio ambiente (vedas o regulaciones en materia de tamaños, cantidades ó métodos de pesca autorizados) o a la actividad profesional (posesión de licencias correspondientes, reglamentación vigente en materia de altas, seguridad social, impuestos, etc.). Para luchar contra la pesca furtiva los consumidores y compradores de pescado no deberían adquirir o consumir productos del mar que no hayan pasado por los puntos de primera venta (PPV) obteniendo su etiqueta y/o factura correspondiente. Por parte del Grupo de Acción costera deseamos afrontar este problema desde el punto de vista de la demanda más que desde el punto de vista de la oferta (que, además, escapa de las competencias del GAC). Estamos convencidos de que una correcta información y concienciación a los consumidores finales (individuos y familias) e intermedios (restaurantes) ayudará a disminuir la entrada de pescado ilegal en los canales de consumo usuales (hogares, restaurantes, mercados, supermercados, etc.). El reto consiste en diseñar una solución creativa que afronte el problema de la pesca furtiva desde la perspectiva del consumidor para conseguir modificar su actitud frente a a la misma. ¿Cuáles serían los mensajes y los canales adecuados para acceder a la mayor parte de la población y conseguir el mayor impacto posible, considerando que los recursos de los que disponemos son limitados?, ¿cómo concienciar a la población sobre los efectos negativos de consumir productos del mar que no provengan de fuentes legales o no respeten la legislación actual?. Creemos que en el equipo ideal podría estar conformado preferentemente por personas con conocimientos en biología, ciencias ambientales, geografía, marketing y publicidad, sociología, antropología, ciencias de la comunicación, ciencias de la nutrición, tecnología y derecho.